Últimos temas
» Llamamiento a los admins y users del foro
Jue Ago 11, 2016 6:49 pm por Foxx Ballato

» HIJOS DE LA ANARQUIA | NORMAL
Miér Oct 08, 2014 1:47 pm por Invitado

» Deus ex Heros {Normal}
Dom Sep 28, 2014 4:58 pm por Invitado

» The Loser High [Afiliación élite]
Vie Sep 26, 2014 5:23 pm por Neal O'Neill

» Ever After Kingdom - Foro Disney (Afiliación Elite) (Cambio de botón)
Sáb Sep 13, 2014 1:26 am por Invitado

» A Mil por hora (Af. Elite)
Dom Sep 07, 2014 11:46 pm por Invitado

» The Purge (Afiliación Elite)
Dom Ago 31, 2014 7:31 am por Invitado

» Wilson Academy {afiliación élite}
Jue Ago 28, 2014 11:56 pm por Invitado

» raylene osborne} proceso. ϟ
Jue Ago 28, 2014 8:00 pm por Raylene C. Osborne

Bienvenidos
¿Quién eres?… Da igual… ¿Tienes familia?… Poco importa. En este lugar, solo hay un objetivo y una sola forma para sobrevivir: Ganar.

Corre el año 2016, en la ya conocida y renombrada ciudad de New York. La economía de Estados Unidos y el mundo entero está por el suelo; gente sin empleo y delincuentes abundan en cada esquina, en cada calle. Pero en este lugar, lo único que importa son los automóviles... { Leer más }
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 26 el Lun Jul 14, 2014 10:24 pm.




MEADOW UNIVERSITY City of Delusion RPG After All London City RPG
Fruit of the poisonous tree City of Horror
 photo 35X35_zps70a52503.jpg Ever After Kingdom

29 DE 60 ÉLITES & AFILIADOS NORMALES

love don't mean nothing unless there's something worth fighting for — josh.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

love don't mean nothing unless there's something worth fighting for — josh.

Mensaje por C. Alabama Redmayne el Miér Jul 30, 2014 4:21 pm


her eyes keep on shifting to the boys that don’t matter.

Es coña, ¿no?—quiso fulminarle con la mirada, pero una parte de ella se encontraba inmensamente feliz por estar allí, aunque aquello fuera un cuchitril—. Sólo falta una Dorothea—dijo señalando el edificio con la cabeza de forma casi despectiva, más por pensar en la ancha mujer que otra cosa.

Pasar más de cinco horas junto a Josh era algo que a Alabama hace unos días la hubiera parecido impensable, e incluso ahora le seguía teniendo cierto resentimiento; pero, sin embargo, había conseguido cumplir su palabra, no la había dejado abandonada en una cuneta ni se había metido con ella por cualquier tontería. A la rubia le resultaba extraño que no hiciera absolutamente nada, a lo mejor era una nueva treta: que no pasara nada, bajara las defensas y en el último momento volver a jugársela; pero tan lejos de Nueva Orleans apenas le importaba.

Una vez en Nueva York ya no importaba. Era libre. Había conseguido escapar, había huido del castillo, del dragón y de su vida. Y, estúpidamente, se sentía como cuando Cenicienta deja de ser eso, una simple criada maltratada por todos, para pasar a ser la princesa.  

Aunque en realidad Alabama tenía que seguir siendo Alabama. Por eso hablaba con desdén del lugar, de su supuesto nuevo hogar junto a su... lo que fuera, no quería ponerle un título a Josh. Él sólo estaba ahí, con ella. Josh era su error. O su futuro.

Alquiler barato, zona parecida a la que residía antes en Nueva Orleans, no olía a tabaco como su anterior 'hogar' y no tendría que volver a casa a las tantas de la noche después de yacer con cualquiera en cualquier lugar. Eso, para ella, era un lujo; algo que jamás imaginó.

Gracias—carraspeó como si quisiera camuflar la palabra y entró, huyendo. Le había cogido gusto a huir.



{ tres meses después }

Movió la mano por el colchón vacío. Ya estaba despierta pero aún así no quería abrir todavía los ojos, aunque el sol que entraba por la ventana a su espalda le incitaba a hacer lo contrario. No quería un nuevo día aún, era demasiado pronto. Un ruido parecido al de platos siendo dejados en el fregadero la sacó de la inconsciencia, si había algo que odiaba de aquel lugar aparte de lo pequeño eran las paredes de papel.

Se sentó lentamente para que el mareo de recién levantada no acudiese, después se quitó de encima las mantas y siguió el ruido hasta la cocina. Clavó la vista en el reloj de la pared: las diez de la mañana.

¿Ya te vas?—cuestionó sentándose sobre el reposabrazos del sillón; bueno, la casa tampoco tenía muchas paredes. Frunció los labios en un mohín.

De alguna manera Josh le estaba enseñando a Alabama a dejar de odiar todo.


josh — thurs, 10:00 — bronx, ny -fback
avatar
C. Alabama Redmayne

Mensajes : 15
Dólares : 37240
Fecha de inscripción : 06/07/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: love don't mean nothing unless there's something worth fighting for — josh.

Mensaje por H. Josh Doherty el Sáb Ago 02, 2014 5:32 pm


her eyes keep on shifting to the boys that don’t matter.

¿El qué?— preguntó inmediatamente, desviando la mirada de la fachada del edificio hasta la rubia. La amplia sonrisa que se le había compuesto decayó tan pronto como hizo el comentario sobre el dinosaurio que atemorizaba Nueva Orleans. — Vaya, perdona por no ser capaz de encontrar nada mejor con el limitado presupuesto— refunfuñó apoyándose en la carrocería, mascullando entre dientes cosas como "hay que joderse", "esto me pasa por buena persona" y "se pensará que meo dinero".

Miró de nuevo el edificio, ceñudo. Sabía que con un chasquido de dedos, en este caso un viaje en coche, no podía esperarse que la actitud de alguien cambiase; por supuesto que no había esperado que Alabama se convirtiera en todo un oso amoroso de trayecto, ni siquiera lo quería. Empero había deseado una acidez más suave.

Nueva York era el mismo agujero que Nueva Orleans. Aquel barrio lo evidenciaba, hasta él se había esperado a la amargada vieja soltándoles cuatro cosas horribles, pero el casero era más bien un tipo con pinta de empanado en la vida. Uno de esos que con su super bowl y cerveza no necesitaban nada más.

Probablemente de haberse dirigido al oeste del continente solo se habrían encontrado con el mismo barrio descuidado, salvo que más iluminado. No quiso molestarle en explicarle que aquello era temporal, pues para él nada era para siempre y porque decir algo así solo provocaría que la paciencia de la rubia se terminase antes.

Estuvo tentado de sacar el periódico que había cogido en una cafetería de carretera y tenderle los anuncios de alquileres, para que los repasara y escogiera otro, o incluso de volver a Nueva Orleans como el padre desquiciado que amenaza a sus hijos con dar media vuelta.

Siempre podemos...— el fugaz agradecimiento le silenció y le hizo volver a posar la mirada en la americana. — De nada— comentó más bien para el aire, despegándose del coche a medida que una pequeña sonrisa aparecía en su cara.



{ tres meses después }

Empujó con el pie a la perra, que no dejaba de hacer fiestas a su alrededor y le impedía llegar a la pila con los platos sucios de la cena. — Oye Jak, ya está bien, voy a empezar a pensar que quieres rollo conmigo— comentó mirando al animal con una pequeña sonrisa mientras volvía a apartarla con cuidado. No sabía como lo hacía pero siempre terminaba teniendo chuchos a su cargo.

En Nueva Orleans había sido Wilson, hasta que se escapó. Y en Nueva York era el turno de Jak, la perra de las mil y una razas, como le dijo a cachondeo a Alabama cuando preguntó; la que habían dejado abandonada en la gasolinera y a la que le había dado una lata de delicias perrunas porque le había dado pena.

El animal parecía demasiado agradecido con los dos como para huir igual que el anterior. Una vez que tuvo las manos libres cogió a la perra en brazos, acunándola como si fuera un crío, pero la voz de la rubia.

No, hoy tengo turno de noche.— explicó alejando a la perra que intentaba lamerle la cara. — ¿Te apetece desayunar algo?

Desvió la mirada de la feliz mascota a Alabama.
Quizá lo temporal no era lo mejor.


clem — thurs, 10:00 — bronx, ny -fback
avatar
H. Josh Doherty

Mensajes : 13
Dólares : 37040
Fecha de inscripción : 13/07/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: love don't mean nothing unless there's something worth fighting for — josh.

Mensaje por C. Alabama Redmayne el Mar Ago 05, 2014 9:11 pm


her eyes keep on shifting to the boys that don’t matter.

Más que limitado presupuesto. Al llegar a Alabama hasta a ella le pareció buena idea entretenerse más por allí, como si sintiera una especie de curiosidad por el sitio del que llevaba nombre, eso implicó gastar más dinero del necesario y apretarse más el cinturón hasta Nueva York. Los rascacielos iluminados de noche eran mucho más bonitos que los de Nueva Orleans; y si quitaba el enfurruñamiento de dos horas que sufrieron al perderse en mitad de la nada, el paisaje también era perfecto. Alabama era un buen sitio pero no el sitio que buscaban.

Aquel hombre no se parecía en nada a Dorothea, incluso parecía bastante permisivo en cuanto al alquiler se trataba. Le dio esa impresión por la sonrisa amable que recibieron cuando le entregó a Josh las llaves del piso. Pero dado que el lugar se parecía tanto al que había dejado atrás, ese hombre podía tener perfectamente una esposa de la calaña de Dorothea.

Paseó la mirada por la instancia, frunciendo los labios. Lo primero que se veía era el salón, y si se quedaba ahí podía ver el resto del piso: una única cama hacia la izquierda y la cocina totalmente al fondo; también había una puerta, la que Alabama supuso que sería el baño. Dejó la maleta en la entrada y avanzó, pasando la mano por el respaldo del sillón, estaba todo perfectamente amueblado.

Se dio la vuelta hacia Josh cuando llegó a la otra punta del sillón—. ¿Siempre podemos qué?—preguntó intrigada porque hubiera dejado hacía un rato la frase a la mitad. A Josh le gustaba hablar, podía haberla completado sin necesidad de que ella le instara. Que se callara para la rubia fue un mal augurio—. No te vas a ir—no era una afirmación ni una pregunta: era una petición.


Se levantó del reposabrazos de un pequeño salto y asintió—. Café—murmuró tras carraspear. Había costumbres que jamás cambiaban.

Pero no fue hacia la cafetera ni se sentó a la mesa con la ilusión de que, ya que había preguntado, Josh se lo fuera a servir. Se paró delante de él y acarició a Jak detrás de las orejas. A la rubia no le había hecho ni pizca de gracia que un día Josh se presentara con un perro en casa, le siguió sin hacer gracia pasados los días, pero al final la costumbre y el encanto del animal pudieron a su negativa.

Se echó un poco hacia delante para dejar un beso sobre la cabeza de Jak, y después uno sobre la mejilla de Josh, rápido, extraño. Luego fue hacia la cafetera, con unos nervios perfectamente disimulados por si se lo había tomado mal.


josh — thurs, 10:00 — bronx, ny -fback
avatar
C. Alabama Redmayne

Mensajes : 15
Dólares : 37240
Fecha de inscripción : 06/07/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: love don't mean nothing unless there's something worth fighting for — josh.

Mensaje por H. Josh Doherty el Miér Ago 06, 2014 2:51 pm


her eyes keep on shifting to the boys that don’t matter.

Josh no sabía ahorrar el dinero, solo lograba amontonar un poco y luego gastárselo de una sentada, y eso mismo había pasado mientras atravesaban Alabama, entre bromas con doble sentido y chistes malos que si no hicieron que la rubia le tirara del coche era porque llevaba el volante él. Probablemente deberían haber seguido directos hasta Nueva York, pero a él también le había parecido buena idea disfrutar del paisaje ¿y si se estrellaban un poco más adelante? Un razonamiento algo macabro y trillado, pero perfecto para justificar el derroche.

Nada más tener las llaves, le dio las gracias al casero y le pidió disculpas por las molestias de hacerle ir tan rápido hasta el piso; reprimió una sonrisilla hasta que se fue. Tenía pinta de buen hombre, nombre de buena persona, pero se notaba que el espíritu lo tenía machacado; no le extrañaría ver cualquier día a una vieja pequeña y reguñona como Dorothea en lugar de Ted.

Agujero, siniestro y dulce agujero— canturreó mientras dejaba las maletas junto a las de la rubia. Se estiró en lo que recorría la estancia con la mirada. Esperaba no tener que discutir, porque a penas tenía puertas que cerrar con fuerza, ni sitio para refugiarse de las miradas asesinas.

Posó los ojos en Alabama cuando la escuchó hablar. Siempre podían separarse, eso era lo que había estado a punto de ofrecerle. — Yo te saqué de Nueva Orleans, hasta ahí llegaba la promesa...— respondió con suavidad, encogiéndose de hombros pero sonriendo ante su petición — no hay nada que te obligue o me obligue a quedarme, pero si no quieres que me vaya no me iré.— sentenció con sinceridad.



Había costado que aceptase quedarse con Jak, -el casero fue muchísimo más fácil de convencer y seguramente le había sumado puntos de buena persona y chaval algo torturado con el que tener la mano más floja- pero el rubio quería creer que ante su indiferencia por las negativas y lo adorable que resultaba el animal habían logrado cambiar su opinión. Y con gestos como aquel quedaba más que claro que si.

Cruzó una mirada con la mascota tras el arrebato de muestras de afecto, y la dejó en el suelo para poder acercarse al frigorífico y sacar el cartón de leche.

¿Fría, templada o caliente?— preguntó mientras volcaba algo de leche en una jarra para el microondas.

Le dedicó un par de miradas de soslayo, sin lograr quitar la sonrisa. Le hacía ilusión pensar que el rencor hacia él se había quedado en el pasado, que cada día la comprendía más. Con otras personas le habría molestado no saber que decir, pero con ella algunas cosas cedían importancia a otras.


clem — thurs, 10:00 — bronx, ny -fback
avatar
H. Josh Doherty

Mensajes : 13
Dólares : 37040
Fecha de inscripción : 13/07/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: love don't mean nothing unless there's something worth fighting for — josh.

Mensaje por C. Alabama Redmayne el Lun Ago 11, 2014 9:12 pm


her eyes keep on shifting to the boys that don’t matter.

Parpadeó y buscó su mirada. A la rubia no le gustaba olvidar porque olvidar implicaba ser débil, tampoco le importaba perdonar porque eso hacía ver que creía en las segundas oportunidades y las segundas oportunidades equivalían a tropezar con la misma piedra. En realidad Alabama no lo había olvidado ni le había perdonado, pero sí le había dado una segunda oportunidad y había depositado confianza en él, algo de lo que esperaba no arrepentirse.

Por eso buscó los ojos de Josh, con la esperanza de encontrar sinceridad al verlos. Incluso Josh debía conocer la sinceridad, incluso él debía apreciarla algo, aunque fuera un poco.

Él no era de esa clase de buenas personas que hacen algo sin esperar nada a cambio, Alabama estaba segura de que el californiano quería algo de ella, pero no quería aventurarse a saber qué. Había llegado demasiado lejos como para simplemente querer meterse entre sus piernas de gratis, como antes.

Se mordió el labio, por mucho que la repateara la posibilidad de verse en la desconocida Nueva York sola, él tenía razón. Pero él también dijo 'nos largamos'. Ella lo recordaba, recordaba esas palabras como si las hubiera oído cinco minutos antes. Nos largamos. Lejos. A donde tú quieras. Juntos.

Entonces, ¿quieres irte?—preguntó, ignorando lo último que él había dicho—, pero, si quieres irte, no entiendo por qué me has traído aquí—se encogió de hombros, adornando el final con una sonrisa, pero no por el razonamiento, sino por las palabras de Doherty. Negó con la cabeza y miró al suelo—. No quiero que te vayas—y más le valía haberlo escuchado bien porque no lo iba a volver a repetir.


Prendió el botón de la cafetera y sonó; Alabama se aclaró la garganta y se puso de puntillas, luego se apoyó sobre los talones y volvió a ponerse de puntillas, a apoyarse sobre los talones y así hasta que Josh preguntó la temperatura de la leche. Lo miró de reojo, a través del pequeño flequillo que había ido echando hacia el lado izquierdo.

Oh, está bien—talones. Apoyó las manos en la encimera y se empujó hacia atrás, fue a sentarse a la mesa—. Templada—añadió.

Se estiró para coger el paquete de tabaco en el otro lado de la mesa y además acercarse el cenicero. Tras encenderse uno, lo dejó cerca de ella. Jak se acercó, subiendo las patas delanteras sobre las piernas de Alabama; la acarició la cabeza.

Aún sigo sin entender por qué cojones has llamado a la perra como a tu ex-compañera de piso—murmuró, levantando la mirada ligeramente hacia él.


josh — thurs, 10:00 — bronx, ny -fback
avatar
C. Alabama Redmayne

Mensajes : 15
Dólares : 37240
Fecha de inscripción : 06/07/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: love don't mean nothing unless there's something worth fighting for — josh.

Mensaje por H. Josh Doherty el Jue Ago 21, 2014 7:37 pm


her eyes keep on shifting to the boys that don’t matter.

La rubia había salido de las calles. Él la había ayudado a salir. Y la sensación de haber hecho un cambio positivo, de que su presencia supusiera un mejor, en una vida ajena era extraña, pero agradable.

¿Y ahora qué tenía que hacer? ¿Seguir siendo una oportunidad? La búsqueda de sinceridad en la mirada de la americana lograba inquietarle, casi le parecía un abuso de su atípica y esporádica buena fe. No quería cambiar por alguien, eso se salía de su espacio de comfort. Se pasó la mano por el pelo a la vez que desviaba la mirada.

Ya empezaba a odiar el piso por no tener demasiados sitios en los que entretener la mirada, y al cabo de unos segundos volvió a mirar a la chica.

¿Cuándo he dicho que quiera irme?— espetó rascándose el cuello. — Ew, olvida. No he preguntado nada— añadió con un cabeceo negativo. Mejor cortar el tema antes de dar cancha a comentarios que terminasen en pelea. Estaba cansado del viaje y solo le apetecía tirarse en algún sitio cómodo a no hacer nada.

Si, podría haber negado con la cabeza y mirado al suelo, pero Doherty había pillado a la perfección aquella sonrisa. Amplió la suya, y estiró los brazos, dirigiéndose al sofá. Tuvo el detalle de no hacer ningún comentario entorno a las palabras de la rubia, no le apetecía estropear el momento haciéndola fruncir el ceño.


Oído cocina— murmuró metiendo el recipiente en el microondas. Enfrentándose al primer reto del día: pillar el punto exacto del tiempo para dejarla templada. Más de una vez había quemado la comida, y no a propósito; aquel electrodoméstico iba como quería. Ya lo había anunciado el casero.

Puso medio minuto, y cuando sacó la jarra nada más oír el pitido se alegró de no haber metido la pata. Se acercó hasta la mesa para dejar la leche y después puso una distancia de precaución para no coger un cigarro. No le gustaba nada fumar en el desayuno.

Pensé que sería justo que el nombre cumpliese su función— respondió con tranquilidad mirando la cafetera. — No sé, es nombre de perra. Yo oigo Jak y pienso en una— se encogió de hombros y esbozo una sonrisa antes de ladear la cabeza en su dirección.

Se llevó una mano al aro de la oreja y lo hizo girar. — No se les puede poner nombres demasiado largos a los perros porque no los asimilan, y los tuyos no son de perra— se rió entre dientes y se dedicó a observar como cruzaba sus propios pies.

Se relamió el labio inferior, disfrutando de la idea antes de soltarla y recibir una negación: — ¿Es que estás celosa, Clem? Creía haber desvelado mi favoritismo hacia ti hace tres meses.


clem — thurs, 10:00 — bronx, ny -fback
avatar
H. Josh Doherty

Mensajes : 13
Dólares : 37040
Fecha de inscripción : 13/07/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: love don't mean nothing unless there's something worth fighting for — josh.

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.